El poder de la manada

El poder de la manada:

Salí de viaje tres semanas. Nunca había dejado a Gizmo tanto tiempo con Miguel (su paseador) pero estaba tranquila porque sabía que ahí la pasaba increíble paseando y jugando todo el día con sus amiguitos perrunos.

Cuando regresé, juraba que Gizmo se emocionaría más que nunca, estaría pegado a mí y saltaría y ladraría de felicidad al menos los siguientes tres días, pero ¿Cuál fue la sorpresa?

Gizmo me recibió feliz pero al otro día él estaba triste, no comía, su lenguaje corporal era de una gran depresión...¡Estaba TRISTÍSIMO!

¿Qué había pasado? Pensé que le habían dado algo de comer que le había hecho daño, que lo habían dejado encerrado o que los otros perros le habían hecho bullying.

Le hablé a Miguel para que me explicara, a lo que me contestó: “Es normal, Gizmo volvió a sus raíces perrunas, fue parte de una manada, estuvo en la naturaleza todos los días verdaderamente feliz. Contigo es feliz pero no le estás dando lo que verdaderamente necesita un perro. UN PERRO ES UN PERRO. No lo olvides.”

Me cayó como balde de agua fría haberme dado cuenta de que yo, la amante de los animales, la protectora, la súper cuidadora de Gizmo estaba haciendo las cosas mal... Por la falta de conocimiento sobre la naturaleza y psicología de nuestras mascotas y querer que tengan una vida muy cómoda, a veces los privamos de sus instintos naturales y los humanizamos demasiado.

César Millán lo describe como “EL PODER DE LA MANADA”. La manada es la fuerza vital para un perro. El instinto grupal es su instinto primario. En un perro no se crea el equilibrio dándole cosas materiales. Se crea permitiéndole expresar plenamente los componentes físicos y psicológicos de su ser.

A partir de ahí, empecé a dejar a Gizmo al menos dos veces por semana en Paseos Recreativos Caninos. Fue inmediato el cambio. Se volvió un perro mucho más sociable con otros perros y con los humanos. Lo veía más feliz y tranquilo que nunca.

¿Quieres que tu perro empiece a ser un perro Bacanito? Este es el primer paso.

Estar en la casa todo el día o el sacarlo a pasear 15 minutos diarios les produce ansiedad, depresión y desconexión de su naturaleza. Llévalo a pasear y a que conviva en manada. Busca por tu zona guarderías o paseadores para perros y déjalo días enteros ahí. Incluso los perros un poco agresivos o antisociales se van adaptando a la energía de la manada. ¡Créelo! Es la mejor terapia para un perro.
No le transmitas energía de miedo a tu perro. Deja que olfateé y lo olfateen y que viva su naturaleza en manada.

Tú y tu familia son su principal manada pero para que esa manada funcione, es fundamental que los vea a ustedes como su líder.

No hay comentarios

Agregar comentario

Bacanito es una plataforma educativa y una tienda en línea donde a través de nuestros consejos, actividades y productos, promovemos un estilo de vida aventurero, saludable y cultural en ti junto a tu mascota.